6.5Nota Final
Puntuación de los lectores: (3 Votos)
9.5

 Grupos relacionados: NEUROSIS / LE TEMPS DU LOUP / MASTODON

 Facebook_-_iconoyoutube instbandcicnotwit

A menudo pienso que la etiqueta post-metal ha ido perdiendo su valor original, igual que ha ocurrido con tantas y tantas otras en la historia de la música. Por eso me encantó ese post-nada del que hacían gala LE TEMPS DU LOUP a la hora de definirse; y de paso, enlazo con el trío madrileño con DEGRAEY, porque fue a través de unos que conocí a otros por su concierto conjunto en Barcelona hace unas semanas.

El cuarteto catalán debutó hace tres años con ‘Chrysalis’, dándole continuación recientemente con este ‘Reveries’, en el que a través de casi una hora de duración y seis composiciones, dan forma a una espiral de sentimientos cargados de emociones. Ésta viene comandada en buena parte por las voces… y eso que en el fondo resultan ser un elemento secundario. Me explico. Digamos que la propuesta de DEGRAEY funcionaría a las mil maravillas si hubieran decidido ser un grupo instrumental (como tantos que tenemos por aquí, cargados de calidad), pero tanto César (también batería) como Víctor (guitarra) suman con sus registros para, a través de su intensidad, dotar de un nuevo nivel a sus temas.

Por un lado está el dolor y el lamento, por otro la melancolía; está claro que ambos tienen su parcela a la hora de transmitir. ‘Nurture’ tarda minuto y medio en entrar, pero ya encontramos ambos elementos en su comienzo, primero con César, que da paso más adelante a Víctor para alternar dos caras de una misma moneda. Ese contraste con pasajes más ambientales con otros tirando de su lado más visceral y atmósferas sludge no se hace tan evidente en una apagada ‘Not So Far’… al menos hasta que explota en sus dos últimos minutos, marcando uno de los puntos más altos de ‘Reveries’. Precisamente sirve como punto de partida para mostrarse más progresivos y crudos en ‘Woven Conscience’ (que también tarda un poco en despegar), dando aire en su parte central (demasiado, para mi gusto), y arremetiendo con fuerza de nuevo en su culminación.

Si hay algo con lo que no termino de meterme de lleno con ellos, es que esa alternancia de la que hacen gala, en determinados momentos, me saca del disco. Entiendo que es una de sus señas de identidad, pero después de los vaivenes de su tercer corte, ese deambular de casi cuatro minutos en ‘Sprawling Nest’ me descentra para cuando la línea vocal intenta marcar el camino a seguir; más todavía cuando repiten la jugada de remontar en una parte final que sí, de nuevo destaca, pero para la que ha pasado mucho tiempo hasta llegar a ella. Vuelta a las pulsaciones al mínimo con ‘Back to Dust’ (cuyo título no podía ser más adecuado), repitiéndose en su primera mitad, para, tras un breve amago en su ecuador, buscar el techo (otra vez) en sus dos últimos minutos. Lo consiguen, pero a estas alturas del álbum, la fórmula resulta reincidente… y redundante cuando en ‘The Inert’ dejan la sensación de déjà vu, con una última canción que bien podían haber recortado.

Lo vuelvo a decir, DEGRAEY han optado por un tipo de composiciones claras en las que van a muerte con sus ideas, mostrando algunos destellos. Pero llegado a la mitad de ‘Reveries’, tienes la sensación de entrar en un bucle sónico del que ya sabes lo que tienes por delante en lo que te queda por escuchar. Puede que en directo posiblemente consigan conectar más, pero al menos conmigo, en el salón de mi casa, me he quedado con buenas sensaciones por un lado… pero en definitiva, a medias.

Sobre El Autor

Varo

Tras más de una década escribiendo, después de estar en los inicios de Metal4all en 2003, y pasar siete años en TheMetalCircus, me aventuro en septiembre de 2014 en mi propia MiradAlternativa.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.