Dejamos claro hace tiempo, cuando publicamos su reseña, que ‘Ephemeral’ de OTUS, además de ser uno de los discos más destacados de 2019 (a nuestro juicio), era un trabajo de lo más especial. Hacía meses que teníamos ganas de entrevistar a Juan, la persona detrás de este proyecto en solitario… que hace poco se acompañó de una de las debilidades de esta web, LE TEMPS DU LOUP. Así que en mitad de este confinamiento, era un buen momento para ponernos en contacto con él para profundizar en todo el proceso que tuvieron aquellas canciones.

Fotografía de cabecera: Sergio Albert

Aprovechamos para recordaros que para ayudarnos a seguir creciendo y mantener la web, podéis hacer donativos mediante paypal a través de este botón:

 Facebook_-_iconotwityoutube

‘Ephemeral’ llegó a finales del mes de noviembre, y a pesar de ese hándicap, se coló en un montón de Listas de los mejores de 2019. Supongo que se lleva con orgullo, pero ¿también con sorpresa?

Hola, lo primero, mil gracias por invitarme a realizar esta entrevista.

Pues sí, ha sido un poco sorpresa ver que mucha gente lo metía en lo mejor del año. Por lo general ese tipo de listas se hacen a principios de diciembre, y lo más habitual es que en tan sólo unas semanas desde su lanzamiento haya mucha gente que ni siquiera lo haya escuchado. Así que la verdad es qué sí que me ha sorprendido.

La verdad es que es bastante satisfactorio saber que lo que has hecho, a pesar de haber sido difícil y duro de llevar a cabo, finalmente ha merecido la pena porque le ha llegado a cierta gente y le ha emocionado. Ese es el objetivo final.

Es evidente que en un disco tan íntimo y personal como éste, uno se vacía a la hora de crearlo. ¿Fue más doloroso o terapéutico su composición? Más sabiendo que lo hiciste en menos de un mes antes de entrar al estudio. Se dice que de los peores momentos es cuando más reforzados salimos… y en el ámbito creativo, cuando más inspirados podemos estar. ¿Estás de acuerdo?

Creo que fue doloroso y terapéutico a partes iguales. Me tuve que obligar a hacerlo, forzarme a escribir sobre ciertas cosas que no me apetecía revivir, pero a la vez había una parte de mi que me decía que tenía que hacerlo.

Si te soy sincero, la composición para mi es todo un misterio. Una vez terminadas las canciones es como si las hubiera hecho otra persona. Sobre todo en este disco.

A pesar de las circunstancias que han rodeado este disco, no creo que sea necesario pasar por malos momentos para estar inspirado.  Pero sí que es cierto que algunos de mis discos preferidos han surgido de momentos difíciles por los que habían pasado sus compositores. Algunos de los discos que más me han marcado como “The Downward Spiral” de NIN o “Dirt” de Alice In Chains no son precisamente muy festivos.

Pero imagino que va con la personalidad de cada persona. Hay facetas del Rock  y el Metal que son más alegres o divertidas y también me gustan.

A pesar de la melancolía evidente, se aprecia la salida de esa oscuridad en muchas de las canciones. Encerrado con tu Yo interior, ¿te fue complicado desnudar tus sentimientos de una manera tan cruda y abierta?

Fue complicado, sí. Más que nada porque al principio tenía dudas sobre hacer algo tan “personal” y que significara tanto para mi. Sobre todo a la hora de llevarlo al directo, no sabía si me iban a afectar demasiado los temas ya que reflejan una fase de mi vida en la que lo he pasado muy mal. Pero como bien dices, creo que todos los temas contienen una especie de vía de escape final, abren una posibilidad a alcanzar esa luz al final del túnel.

Yo veo el disco como una especie de catarsis. La tristeza te puede atrapar en temas como ‘Ill Dig and I’ll Dig’ o ‘Cross Wrapped in Thorns’, pero se ve la luz en ‘The End of Grace’ y ‘Blight’. ¿Es una montaña rusa de sentimientos, como la vida, todo lo que representa Ephemeral?

Me alegra que veas así el disco porque eso es lo que pretendía con este trabajo, efectivamente. Hay subidas y bajadas, como en la vida de todos nosotros. Lo único importante es vivir el hoy y disfrutar de quienes nos rodean. Todo es efímero y mañana todo puede cambiar.

Supongo que ‘Ephemeral’, como tal, es un punto de inflexión en tu vida, no sólo artística. ¿hubo algún momento, fuera la composición, grabación o escucha de los temas ya terminados, que te sintieras una persona renovada?

Ha supuesto una renovación de forma progresiva. Empezó con el último día de composición, justo antes de entrar a grabar, en el que por fin me vi con los temas finalizados, maqueados y con las letras y melodías de voz totalmente terminadas. Ahí ya sentí una especie de “liberación”. Y después, con cada fase del proceso he ido subiendo un peldaño más; con la grabación, con la escucha de la mezcla final y del mastering, con la realización del diseño, con el contacto y la coordinación con los sellos, etc. Y el punto de inflexión final fue cuando llegaron los vinilos y los cds. Soy bastante Old School en ese sentido, y hasta que tengo el disco en mis manos para mi no se completa el proceso. Así que el día que por fin tuve el vinilo en mis manos se cerró un ciclo, definitivamente.

Cuando escuché el disco por primera vez, noté esa nostalgia y lucha por salir adelante, pero no fue completa hasta que tuve las letras delante, y con las que hice la reseña para la web. ¿Crees que con la era digital se está perdiendo buena parte del mensaje de éstas y nos quedamos en la superficie?

Bueno, no tendría por qué perderse. Las letras creo que son importantes, te pueden trasladar a otros lugares que a lo mejor no te imaginas sólo con la música. Letras y música deberían ser un todo, para mi. Pero cada uno puede disfrutar del disco como mejor le parezca. Al final todos tenemos nuestros rituales a la hora de escuchar un disco y lo importante es lo que te trasmite la escucha. Si a eso le añades que las letras también te aportan algo, pues muchísimo mejor, en mi opinión.

Personalmente, desde mi bandcamp incluyo las letras con la compra de la copia digital. Por cierto, ahora mismo, durante el confinamiento, he decidido poner toda mi discografía en descarga gratuita, así que el que quiera puede descargarse el disco y las letras totalmente gratis. Es lo único que puedo aportar en estos momentos para que esto sea un poco más llevadero para todos.

Además de lo emotivo, creo que la mayor diferencia con ‘Death Throes’ es el sonido, mucho más nítido y pulido. ¿Qué diferencias ves tú entre ambos trabajos?

“Death Throes” es un disco más “experimental”, creo. Aún estaba buscando lo que quería hacer y la forma de hacerlo.  Y además lo fui grabando por partes. Primero grabé un tema en los estudios de mi amigo Javier Guarino.  A raíz de eso grabé tres más con él para lo que iba a ser un EP. Pero entre medias compuse más temas y los grabé en Sadman Studios para finalizar haciendo un LP. Así que el proceso de composición y grabación fue totalmente diferente a este. Esta vez tenía las cosas muchísimo más claras desde el principio.

Además, te destapas con un tema en castellano, ‘Caballos en la Nada’, y otro en gallego, ‘Terra’; el segundo sólo disponible en la edición CD/Digital. ¿Te pedía el cuerpo algo así? ¿Te sentiste cómodo componiendo en dos idiomas en los que hasta ahora no lo habías hecho?

Quería hacer un tema en el que le hablase directamente a mi padre (este disco es un homenaje a él y sus circunstancias) Y mi padre no hablaba inglés. Así que pensé que lo más honesto sería hacer ese tema en concreto en castellano. Y de ahí surgió la idea de hacer otro tema más en gallego, mi lengua materna. Pensé que me iba a costar más hacerlos, porque como bien dices siempre he compuesto en inglés. Quizás porque el 99% de la música con la que he crecido ha sido en ese idioma. Siempre me ha parecido componer en castellano y hasta ahora nunca lo había intentado. Y estoy muy satisfecho con como han quedado esos temas.

El mismo día de la salida del álbum, hiciste una pequeña presentación para medios. Más tarde, en enero, tocaste en Gran Canaria y Tenerife. Vuelvo al comienzo de esta entrevista. El hecho de volver a ensayar/tocar esas canciones, a las letras y a esos momentos duros, ¿fue más terapéutico o doloroso? ¿Cómo es la recepción del público ante una persona, sola ante el peligro con su guitarra?

No te voy a engañar, fue bastante duro. Ya lo he comentado en alguna otra ocasión, pero al principio tenía dudas sobre si sería capaz de tocar y cantar algunos temas en directo, por la carga emocional que conllevan. Pero desde el primer momento en directo me he sentido genial. Muchísimo mejor de lo que esperaba. Me emocionan pero me hacen sentir bien a la vez, es difícil de explicar. Necesito soltarlo, echarlo fuera y tocándolos en directo es una forma de hacerlo, una y otra vez.

En cuanto a tocar sólo, la verdad es que para mi no supone ningún problema. Ya llevo varios años haciéndolo, intercalando los conciertos en solitario con los conciertos con AATHMA, la banda en la que toco. Y ambas cosas me gustan por igual. Y la recepción del público suele ser bastante positiva. Además se da la circunstancia de que suelo tocar entre bandas de Rock o Metal. Por ejemplo, en Tenerife acabo de tocar en el Volcano Fest, junto a Bones of Minerva y Syberia, entre otras bandas. Es decir, grupos eléctricos y super poderosos en directo. Y al principio a mucha gente le descoloca al ver salir a un tío sólo con una guitarra acústica, je, je … Pero luego la recepción es buenísima. Creo que, en general la gente suele salir bastante sorprendida.

Bueno, decía sola ante el peligro… pero en Málaga, Gasteiz y Madrid, tuviste un trío de acompañamiento de lujo. A la par que esta entrevista he preparado otra con LE TEMPS DU LOUP, y me gustaría preguntaros cosas parecidas, para tener respuestas por ambas partes. ¿Cómo fue la experiencia y qué continuidad hay en esta aventura? Porque también estáis anunciados para el próximo Inkestas en septiembre…

Realmente quería que este disco fuese algo especial y ya durante la composición me lo quise plantear casi como si fuese un grupo. Me gustaba la idea de poder llevarlo al directo con una banda.  Y no me puedo imaginar alguien mejor para hacerlo realidad que LE TEMPS DU LUOP. Ya habíamos compartido cartel varias veces, es una banda que me encanta y además son una gente increíble. Así que les propuse la idea de hacer algunos conciertos juntos, tocando este disco. Y les pareció bien, así que les estoy muy agradecido. Ha sido un auténtico lujo y una experiencia increíble tocar con ellos.

De momento, como bien dices, tocaremos en el Inkestas Fest. Y si surgen más fechas, nosotros encantados, siempre que se pueda compaginar con la agenda de LE TEMPS, por supuesto.

Ya veremos hasta donde llega todo esto…

A la hora de ensayar y dar nuevos matices a las canciones, ¿es más complicado desnudar un tema ya grabado, o adornarlo y correr junto a él siento una propuesta la de Otus tan intimista? Eso, sabiendo que hay más instrumentos en la grabación, sintetizadores…

Con LE TEMPS ha ido todo rodadísimo. Creo que no ha sido nada complicado. Mi idea inicial era que cada uno de ellos hiciese lo que les sugiriese cada tema. Que las canciones crecieran en directo. No había que ceñirse exclusivamente a lo que está grabado en el disco. Y como son auténticos musicazos cada uno ha sabido aportar a cada canción lo que necesitaba en cada momento. La verdad es que me flipa como han quedado los temas en directo con su aportación.

Por otro lado, ¿cuesta que alguien externo a algo tan personal se implique tanto y entienda la carga emocional de estas canciones?

Bueno, quizás sería un proceso costoso con músicos con los que no tuviese afinidad. Pero por eso se lo propuse a LE TEMPS DU LUOP. Me encanta lo que hacen, y creo que a ellos también les interesa en cierta medida mi música. Así que para mi ha sido super fácil ensayar con ellos. Más que ensayos, han sido casi sesiones de “creación” sobre la base que ya teníamos, que eran las canciones del disco. Ha sido un proceso super emocionante y satisfactorio, al menos para mi. No sé qué te dirán ellos, jajaja.

Personalmente, ‘Ephemeral fue uno de mis discos favoritos de 2019, y ‘Cardinal’ lo mismo en 2018. Me gustaría saber la opinión de éste de alguien tan cercano a LE TEMPS como tú.

Pues para mi también es uno de mis discos favoritos de ese año. Lo tengo en vinilo y es una auténtica delicia. Cada tema te lleva a un lugar diferente. Me encanta ese disco.

Siguiendo con, en concreto, el concierto de Madrid, has ido subiendo varios vídeos de la actuación. También Rockzone estrenó el videoclip de ¡I´ll Dig And I´ll Dig’ (y meses antes, el álbum), y gracias a Creadtibe Music y Lengua Armada grabaste algunos vídeos en solitario. ¿Cómo de importante crees que es el formato audiovisual en la actualidad? ¿Eres esclavo de la era digital, o coleccionista de vinilos y formatos físicos?

Como te decía antes, soy vieja escuela en ese sentido. Así que me quedo con los vinilos y los CDs. Si un grupo me gusta y saca disco, no lo escucho hasta que tengo el disco físico en mi casa. Me da igual que lo publiquen en streaming antes y esas cosas. Pero estoy totalmente a favor del streaming, la copia digital, etc. Creo que lo importante es que la música pueda llegar al oyente. Y que cada uno elija el formato que más le guste.

En cuanto a los vídeos y demás soportes visuales, en mi opinión son un extra, un añadido a la música. Me gusta poder aportar un poco más en ese sentido. A mi personalmente, si una banda o un músico me interesa me apasiona buscar vídeos de sus conciertos, videoclips, grabaciones de ensayos, lo que sea. Así que me parece interesante poder dar algo más al oyente en formato vídeo. ¡Ojalá pudiese hacer más!

En caso de que la respuesta a la última pregunta sea el segundo caso, ¿cuáles fueron tus últimas adquisiciones?

Pues lo último que me he pillado en CD ha sido “Bad Piano Sessions III-IV” de GREG DALE que es una delicia y el debut de VIBORV, una banda con la AATHMA compartimos cartel en Gasteiz y me encantaron. Estaba esperando a que sacaran el disco en vinilo, pero creo que finalmente no se va a editar en ese formato así que acabo de adquirir el CD.

Y en vinilo lo último que he comprado es el nuevo de BODY COUNT, “Carnivore” y un par de discos de MINISTRY que no tenía en este formato,“Animositosonima” y “Houses of the Molé”

Y el tema de los medios, ¿cómo lo ves? Crees que están tan especializados como deberían, ¿o que a pesar de incluir noticias varias, y listas de “lo mejor de”, no profundizan tanto en algunas cosas como deberían? Personalmente creo que falta algo básico, que es la opinión; cada día se está perdiendo más.

Creo que en general los medios independientes se lo curran mucho. Ahí es donde se puede encontrar una editorial y una opinión sincera ya que están hechos, la mayoría, por auténticos melómanos. Y escriben sobre los grupos y la música que realmente les interesa, sin casarse con nadie. Así que, desde aquí mi agradecimientos por lo que hacéis.

En los medios más “convencionales” la cosa cambia porque si alguien ha pagado para que le hagan una entrevista y una crítica, el redactor de turno no va a opinar libremente sobre lo que piensa de su música. Creo que ese sistema de negocio está equivocado, pero bueno, cada uno que haga lo que quiera.

Evidentemente, cualquier plan a corto plazo está suspendido, y me atrevería que a decir que a medio también. Más allá de ponernos firmes con algo tan serio como lo que ocurre con el COVID-19, y teniendo un disco tan reciente para presentar, ¿cómo vives esta incertidumbre hacia el mundo de la música?

Es una desgracia todo lo que estamos viviendo pero también me parece una cura de humildad para nuestra sociedad y nuestra especie, en general. Espero que nos adaptemos una vez más y evolucionemos hacia un modelo de vida  biosostenible.

Musicalmente hablando, hace no tanto se decía que el negocio musical iba a desaparecer con todo esto de internet y las descargas gratis, etc. Sin embargo, precisamente por eso, la música en vivo ha ganado más protagonismo y los grandes artistas ganan más en un sólo concierto que con las ventas de su último disco. Es decir, creo que buscaremos la solución, de una forma u otra. Puede que cambie la forma de disfrutar de la música, quizás ya no sean posibles eventos super masificados, quizás ganen protagonismo los house-shows o el streaming desde el local de ensayo o desde casa, no lo sé… Pero la música seguirá siendo parte imprescindible de nuestra vida, eso seguro.

Para ir terminando, más sabiendo que hace poco sois uno más en la familia ¿cómo se ha visto afectado tu día a día, tanto en la vida laboral, personal como artística?

De momento va todo bien. Duermo muy poco y los días se me pasan volando a pesar del confinamiento. Pero dentro de mis posibilidades como músico atormentado que soy, a día de hoy soy feliz (risas).

Si alguien te pidiera que definieras con dos o tres líneas lo que es OTUS y lo que significa ‘Ephemeral’, ¿podrías hacerlo?

La verdad es que se me hace muy complicado definir lo que hago. Si pudiera expresarlo por escrito no necesitaría la música para hacerlo. Así que creo que lo más justo es que sea el oyente o vosotros, los medios, quienes defináis la música que hago. Pero hay dos palabras en las que pienso a la hora de hacer música que son, sinceridad y honestidad. Espero al menos estar mínimamente a la altura de las mismas.

Quería aprovechar la ocasión para darte las gracias por la entrevista y por tener un espacio tan interesante y apasionado como es este. Ha sido un placer contestar a tus preguntas.

Un gran abrazo y mucha fuerza para todos los seguidores de MiradAlternativa, entre los que me incluyo.

Sobre El Autor

Varo

Tras más de una década escribiendo, después de estar en los inicios de Metal4all en 2003, y pasar siete años en TheMetalCircus, me aventuro en septiembre de 2014 en mi propia MiradAlternativa.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.