sobercoverYa eran dos recopilatorios los que tenía SOBER en su haber, uno al poco de separarse y uno al anunciar su vuelta. Así que para celebrar su vigésimo cumpleaños, ¿qué mejor manera que un lanzamiento como éste? Doble CD, doble DVD, contrastando y comparando discos y épocas, viendo lo bien que les ha sentado el paso del tiempo y confirmando que son uno de los grupos más en forma del panorama actual. No pude asistir a ninguno de los dos conciertos que forman parte de este directo, pero sí he podido ver a la banda seis o siete veces desde su regreso, y refleja perfectamente lo que son en directo. Además, presentación impecable del estuche, con un libreto lleno de fotografías de sus últimas giras, obra de Javier Bragado.

Entre motos y coches arranca el primer DVD, el del concierto de La Riviera. Así, con una larga escolta (a la que se refieren más tarde tras ‘Paradysso’) llega el grupo a la sala con una larga fila de personas ya esperando para entrar. Poco después, la actuación en sí, con cambio de plano constante y una cámara fija de fondo que nos sigue mostrando una de las lacras actuales de los conciertos: las manos levantadas con una cámara o móvil grabando. A algunos parece que les daba igual que se estuviera grabando de manera profesional, aunque menos de los habituales. Pero para ese tema, mejor este otro artículo.

SOBER son una máquina perfectamente engrasada en todos los sentidos. Como producto, como banda en directo, como puesta en escena, sonido… y es que, si hay algo de lo que pueden presumir sus conciertos, es de que sus canciones suenan incluso mejor que en estudio. Siempre lo digo, pero el “quinto miembro” tiene mucho que ver; su productor y técnico Alberto Seara, que además de estar tras la mesa en aquellos conciertos, como no, se ha encargado de mezclar y masterizar este trabajo. Nada que decir que no sea sobresaliente, pero me gustaría recalcar el sonido de la batería de Manu Reyes. En una época donde las tecnologías nos sobrepasan, es una gozada escuchar una como debe sonar. Visualmente, la distorsión y ralentización de la imagen en momentos puntuales no satura, como ocurre en otros lanzamientos de este tipo donde se abusa de ello y termina mareando. Tampoco la mezcla con algunas de las proyecciones que llevan en las pantallas traseras durante toda la gira de ‘Letargo’. Pero el juego de luces en muchos momentos no hace su trabajo, y la oscuridad se apodera del DVD.

Los temas nuevos suenan potentísimos. Especial mención para ‘Insecto’ y ‘Mañana’, dejando su parte más emotiva y melódica para ‘Letargo’. Entre los demás un repaso a los mayores éxitos de su carrera, y pequeño espacio para ‘Superbia’ con ‘La Araña’ y ‘Tic Tac’. Por destacar algunas, ‘Diez Años’ alargada tanto en su presentación como en su desarrollo, con la presentación de los miembros del grupo, el espacio para ‘Synthesis’ con ‘Vacío’, Carlos en solitario con la acústica para ‘Naufrago’ (en su primera mitad, uniéndose los demás para su tramo final) y la colaboración de DUO KIE en ‘Sin Perdon’.

Una vez nos metemos con el DVD de Morfologira en Cats, lo primero que contrasta es el tamaño tan reducido tanto del escenario como de la sala, sólo con el adorno del telón de fondo de ‘Morfología’. Pero hay cosas que siguen igual. Quizá el sonido no es tan perfeccionista y pulido, pero sí de notable alto (a ver si alguien se va a pensar que digo que suena mal…). También hay que tener en cuenta que son otras canciones. La apertura con ‘La Prisión del Placer’ es espectacular, y después de quitarse del medio rápidamente ‘Loco’ (más intensa que la de La Riviera) y ‘Cubos’ (más acelerada), lo que queda son esas menos habituales. Ese bajo inicial de ‘Abstinencia’ con su atmósfera tan oscura y cruda, el riff cortante de ‘¿Qué hice mal?’ en contraste a su estribillo melódico, una animada ‘Condenado’ (con la que el público reacciona más)… todo siguiendo el orden. Los efectos y arreglos mandan en ‘La Duda’, con aquella influencia tan clara de TOOL, a la larga, una de las más destacadas; ese rollo progresivo lo llevaron a cabo de manera más directa en ‘Si’ y ‘Caída Libre’. Para el final, ‘Predicador’ y ‘Lluvia de Dolor’. Lo que no llego a entender son los cortes entre canciones, que nos dejan sin comentarios y presentaciones que sí escuchamos en el CD (como la de ‘Condenado’, la que hizo que grabaran aquel disco o ‘Predicador’) y cortan un poco el desarrollo y continuidad.

Una muy buena manera de comparar lo que era el grupo hace quince años y ahora, de cómo le ha sentado el paso del tiempo a esas canciones y lo bien que quedan en directo con ligeros detalles distintas de las originales.

Sober – 20 Aniversario
9Nota Final
Puntuación de los lectores: (7 Votos)
7.8

Sobre El Autor

Colaborador

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.